Inicio / Colaboradores / The treatment of cutaneous and subcutaneous lesions with electrochemotherapy with bleomycin

The treatment of cutaneous and subcutaneous lesions with electrochemotherapy with bleomycin

Hoy tenemos el privilegió de invitar a Modulo ‘Melanoma al Día’ al Dr. Javier Soteldo Cirujano Oncólogo de los Hospitales de Clínicas de Caracas y Universitario de Caracas , Ex-Vicedirector del Servicio de Melanoma y Sarcomas del IEO Milan, Italia y Socio de GMMM – con el Tema “The treatment of cutaneous and subcutaneous lesions with electrochemotherapy with bleomycin

Acerca de Hilda Ramos | Wilmer Ramos

Dra.Hilda Ramos Zerpa: Medico Dermatologo. Universidad de Monterrey.Mexico. Universidad de Carabobo.Venezuela. Centro Policlinico Valencia.. Unidad Dermato-Oncologica UDOCA

2 comentarios

  1. Guillermo Planas Girón

    Breve comentario sobre el tema “Tratamiento de lesiones cutáneas y subcutáneas mediante el método: electroquimioterapia con bleomycina”, de J. Soteldo, A. di Pietro, G. Tosti, et al., expuesto en esta edición de Piel–L.org (1º. de Marzo 2013), por gentil invitación de los colegas Hilda Ramos y Wilmer Ramos.

    Como sabemos la Bleomicyna es un antibiótico aislado de cultivos de Streptomices verticillus que tiene efectos sobre el virus de la hepatitis C, así como sobre el HIV. Desde 1970 su aplicación más frecuente en dermatología ha sido en la terapia de verrugas virales, especialmente en las formas recalcitrantes y de gran tamaño y extensión de ubicación plantar (verrugas en mosaico), con muy buen resultado cuando se usa intralesionalmente en forma diluida y bajo anestesia local. Es muy interesante conocer el método descrito por los autores y su efecto terapéutico en lesiones tumorales metastásicas cutáneas de variados tumores tales como carcinomas epidermoides de cabeza y cuello, carcinomas basocelulares, melanoma, Sarcoma de Kaposi, adenocarcinoma de la mama y otros.

    El método se puede aplicar para el tratamiento de lesiones nodulares tanto superficiales como profundas, observándose los mejores resultados en lesiones superficiales y pequeñas si se compara con las profundas. Esto ya marca una limitación en los beneficios alcanzados, entre ambos tipos de lesiones.

    Es obvio que se trata de un tratamiento paliativo, como lo señalan los autores en su Introducción, sobre todo cuando se utiliza en neoplasias de difícil manejo terapéutico, cuando no se ha logrado su exéresis quirúrgica precozmente y cuando hablamos de neoplasias cuya difusión en el organismo es compleja como en el caso del melanoma que no solo experimenta Mts. por vía linfática sino que lo hace también por la vía hematógena.

    En el caso que ilustran los distinguidos autores, quién puede determinar que las metástasis en tránsito a que se refieren los colegas, son 4 o 6 o si algunas de ellas están localizadas profundamente a nivel muscular ?. No obstante, para el tratamiento de lesiones de mayor diámetro se puede utilizar la Bleomycina IV. Lo que ignoro es el nivel de respuesta que pueda tener un paciente con un MM metastásico en la utilización de la droga por dicha vía.

    En un artículo de revisión reciente sobre Merkeloma (A Practical Update of Surgical Management of Merkel Cell Carcinoma of the Skin,) Patricia Tai refiere tangencialmente la utilización de la Bleomycina atendiendo a que un posible virus esté implicado en la etiopatogenia del Merkeloma (polyoma virus de la familia Papovaviridae), sin embargo hay una limitada experiencia al respecto.

    Sigue privando la resección quirúrgica precoz en melanoma maligno (MM in situ) con márgenes relativamente estrechos como método que arroja los mejores resultados (ciento por ciento de curación) y para el caso del Merkeloma la resección quirúrgica amplia seguida de radioterapia local o regional según lo que arroje el ganglio centinela y como tercer paso la quimio.

    Recomiendo la lectura del tema publicado por J. Soteldo y col. porque nos ilustra los interesantes mecanismos de acción de la droga por medio de la extrapolación, sobre la alteración en la permeabilidad de la membrana celular, sobre el ciclo de multiplicación celular y sus repercusiones en el DNA de la célula.

    Gracias al binomio Ramos2 por traernos tan interesante tema.

    Un saludo cordial,
    Dr. Guillermo Planas Girón
    Caracas-Venezuela
    08/03/2013

  2. Guillermo Planas Girón

    NOTA: En el último párrafo de mi comentario quise decir….”que el método propuesto por los autores es un procedimiento local combinando el fenómeno de la electroporación (electroporation phenomenon) y la administración local o sistémica de la droga. GP

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies