Inicio / Colaboradores / Farmacología / MALARIA: Brasil, El pais crea su primer medicamento contra una enfermedad olvidada

MALARIA: Brasil, El pais crea su primer medicamento contra una enfermedad olvidada

El Mundo (España) 19-04-08
Un pequeño comprimido azul, que combina dos farmacos antipaludicos existentes, es la primera contribucion de Brasil a la lucha contra las enfermedades olvidadas. Este medicamento contra la malaria, presentado como un remedio mas barato y eficiente de los que actuales, acaba de ser registrado y ya esta disponible en el pais.

El medicamento ADMQ (una combinacion de artesunato y mefloquina) se ha lanzado esta semana. Es fruto de la colaboracion entre el laboratorio publico Farmanguinhos/Fiocruz y la Iniciativa de Medicinas para Enfermedades Olvidadas (DNDi), una organizacion internacional para la investigacion y desarrollo de medicamentos para enfermedades olvidadas.

El antimalarico es el primer fruto de esa alianza y el primer medicamento desarrollado y registrado en Brasil contra una enfermedad olvidada, tropical o del tercer mundo.

Ese atraso no es porque Brasil tambien hubiese olvidado las enfermedades olvidadas, garantiza el director del Centro de Desarrollo Tecnologico en Salud de la Fundacion Oswaldo Cruz (Fiocruz), Carlos Morel.

"El problema es que Brasil siempre fue muy bueno en producir articulos cientificos pero se quedo atras en la innovacion tecnologica", dijo el representante de esta fundacion estatal, que es considerada como el principal centro de investigaciones en salud de America Latina.

"A Brasil no le hace falta la investigacion. Lo que le falta es transformar ese conocimiento en productos, vacunas, medicinas… Por mas que contemos con una investigacion cientifica avanzada, eso no significa que tenemos mas productos en el mercado", afirma Morel, ex director del Programa de Enfermedades Tropicales de la Organizacion Mundial de Salud (OMS).

Los numeros son elocuentes. La Fiocruz produce anualmente cerca de 1.000 articulos cientificos, principalmente sobre las enfermedades olvidadas que mas afectan el pais, como malaria, Chagas y leishmaniasis, y es considerada como la institucion que mas conoce esos males en el mundo.

Entre 2003 y 2007 el Ministerio de Salud de Brasil financio 381 investigaciones en enfermedades como dengue, malaria, leishmaniosis, Chagas, tuberculosis y lepra.

Brasil registra cerca de 500.000 nuevos casos de malaria cada año y 74.000 de tuberculosis. Es uno de los cinco paises con mayor numero de casos de leshmaniasis en el mundo.

Farmanguinhos, el laboratorio de la Fiocruz y que sera responsable por la produccion del ASMQ para los paises latinoamericanos, fabrica 66 medicamentos diferentes.

El laboratorio estatal produce unas 2.000 millones de medicinas por año para el tratamiento de enfermedades endemicas como malaria, lepra y tuberculosis, asi como varias de las drogas contra el sida que Brasil distribuye gratuitamente a los portadores de ese virus.

"La gran mayoria de las medicinas producidas en Farmanguinhos fueron desarrolladas por otras instituciones", reconoce Morel.

Dificultades para desarrollar farmacos
Morel admite que pese a la capacidad brasileña para investigaciones y para producir medicinas, los recursos para el desarrollo de los remedios aun son escasos, especialmente debido a que son dolencias que no interesan a los paises ricos.

Por esa falta de interes, apenas el 1,3% de las 1.556 nuevas medicinas registradas entre 1975 y 2004 en todo el mundo fueron desarrolladas para combatir enfermedades tropicales (18 medicamentos) o tuberculosis (tres).

Alianza
Segun Morel, el desarrollo del ASMQ solo fue posible gracias a la asociacion con la DNDi, una asociacion impulsada por Medicos Sin Fronteras y de la que forman parte organizaciones multilaterales y centros de estudios como Fiocruz.

El desarrollo del remedio contra la malaria tuvo un coste de 7,8 millones de euros, que la DNDi recaudo con acuerdos de cooperacion firmados con la Union Europea y con los gobiernos de Francia, España, Paises Bajos y Reino Unido.

"La asociacion con el DNDi fue exactamente la que nos permitio salir de la investigacion basica y desarrollar un nuevo producto, probarlo clinicamente, producirlo y poder venderlo a los paises que lo necesitan a un precio bastante reducido (2,5 dolares por tratamiento completo para adultos)", segun Morel.

Y, tras lanzar la medicina contra la malaria, la Fiocruz ya firmo acuerdos con la DNDi para desarrollar medicinas contra la enfermedad del suenho (Tripanossomiasis Humana Africana), la leishmaniasis y la enfermedad de Chagas.

"Los proyectos estan en fase de investigacion y la financiacion dependia de la conclusion del proyecto de la malaria", afirmo Morel, uno de los socios fundadores de la Iniciativa.

Acerca de Juan Antonio Chassaigne

Profesor Titular de Farmacología, Universidad Nacional Experimental "Francisco de Miranda" y Hospital "Dr. Rafael Calles Sierra", IVSS / UNEFM

Deja un comentario

Para casos clínicos, sólo se publicarán comentarios de Suscriptores Especialistas de Salud registrados en nuestra base de datos.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies