Inicio / Colaboradores / El escalpelo de la piel / Reemplazo total de la cobertura nasal

Acerca de Jose Rafael Sardi

Médico cirujano. UCV. Docente de la Cátedra de Dermatología. Escuela “Luis Razetti”, Dermatólogo del Servicio de Dermatología del Hospital Universitario de Caracas, Dermatovenereólogo de la Unidad de Venereología del Servicio de Dermatología. HUC. Dermatólogo miembro Titular de la Sociedad Venezolana de Dermatología

3 comentarios

  1. Ví con atención el interesante caso presentado por el Dr Sardi y los buenos resultados de la reconstrucción. Sin embargo, el problema allí es garantizar que no hayan quedado restos de tumor. No se menciona si se hizo exéresis mediante el método de Mohs. Hay pocas cosas más difíciles de tratar que las recidivas de basocelular cubiertas por colgajos o injertos.
    Mauricio Goihman Yahr
    Caracas, Venezuela

  2. La preocupación del Dr. Mauricio Goihman Y es la misma que tenemos todos cuando resecamos una neoplasia de gran tamaño y en sitios tan difíciles como puede ser la pirámide nasal, o con el antecedente de un tratamiento previo. Lamentablemente no contamos con el tiempo y tampoco con la infraestructura para realizar la técnica de Mohs en nuestro servicio. Lo que hacemos es agotar los cortes en parafina y hasta no estar seguros de haber resecado el tumor no hacemos la reconstrucción. En este caso en particular si fue resecada completamente la neoplasia por que tiene siete años de haber sido intervenido, le controlo periódicamente y le he resecado nuevos carcinomas en otros sitios. En días pasados sostuvimos una cordial discusión en estas páginas en relación al uso de la cureta en el tratamiento de lesiones de gran tamaño, son muchísimos los casos que recidivan cuando se “curetean”, y como dice el Dr. Goihman luego son un auténtico dolor de cabeza curar a estos enfermos.
    Dr. José R. Sardi B.
    Dermatólogo. Caracas.

  3. Independientemente de las habilidades y experiencia quirúrgicas de José Rafael Sardi por todos reconocidas, hay casos como el presentado en ésta ocasión, cuya principal indicación es la cirugía micrográfica de Mohs, que nos aseguraría la máxima seguridad de resección total de la lesión en tumores complejos primarios no metastásicos, con máxima conservación del tejido.

    Todavía a éstas alturas no he podido comprender como no se ha implementado una unidad quirúrgica hospitalaria que cuente con el respaldo económico del estado (ahora que el estado supuestamente lo hace todo) y/o colaboraciones de empresas privadas para su mantenimiento, con el personal especializado y los costosos equipos de micrototomo, técnico auxilar histotecnólogo, cirujanos, patólogos, en fin, con toda la infraestructura adecuada para el tratamiento de importantes neoplasias,las cuales con el tiempo se hacen más numerosas, complejas en su presentación, ubicación y naturaleza biológica y evolutiva.

    Pienso que la SVDCD, ahora liderada por el motorcito de Barinas que habitualmente tiene felices iniciativas, nuestro buen amigo Rolando, pudiera propulsar ésta iniciativa que propongo, la cual ha tenido intentos fallidos previos, léase IB (por circunstancias que desconozco), sobretodo si se tiene en consideración que contamos en la ciudad capital con dos Secciones de Cirugía Dermatológica de alta calidad profesional (Sección de Cirugía Dermatológica en el Servicio de Dermatología del Hospital Univesitario, UCV, y la correspondiente en el Instituto de Biomedicina),que necesitan de esta técnica complementaria que brinda alta seguridad de resección total de neoplasias complejas ubicadas en áreas críticas.

    Se convertiría en una suerte de Centro de Referencia, donde numerosos colegas del Interior del País y de la Capital, referirían estos casos complejos, tanto privados como hospitalarios, para su adecuado tratamiento.

    Algo similar, aunque “mutatis mutandis”, al Centro de Referencia de Enfermedades Inmunológicas implementado por el grupo de Nicolás Bianco en el Instituto de Anatomía Patológica, UCV, con el apoyo del MSAS y creo que de la Oficina Sanitaria Panamericana, etc. He citado éste caso solo como referencia tangencial, pero entiendo que las afecciones inmunológicas, son mucho más abundantes, cuya estadística se ha incrementado con la epidemia de SIDA.

    Y es posible que se atiendan casos, no solo de nuestra patria, sino que es posible recibir algunos referidos de países vecinos.

    En fin, pido excusas. Son simples disquisiciones de un Dermatopatólogo, que ha visto discurrir sus años, sin ver cristalizado un Centro donde se practique esta importante técnica quirúgica descrita por Frederick Mohs, en 1936, y prefeccionada por el transcurrir de los años.

    Un cordial saludo,
    Dr. Guillermo Planas
    Dermatología-Dermatopatología
    Ccs-Vzla

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies