Inicio / Editorial / Las nuevas formas perversas en la política

Las nuevas formas perversas en la política

No ha sido un liderazgo opositor, ni tampoco la lucha de los partidos y organizaciones adversas al gobierno los que han debilitado el discurso y la acción del gobierno. Es la realidad la que ha hecho el trabajo de desmontar “las verdades del socialismo del siglo XXI”

La crisis cotidiana del venezolano y la confluencia de contradicciones engendradas en las mismas políticas públicas son entre otros aspectos, las causas que han desmoronado la viabilidad del chavismo.

Ahora bien, aunque parezca absurdo, esa crisis ha sido motivada de una manera exprofeso por las mismas autoridades que han gobernado durante los últimos largos dieciocho años al país; invocando ese manual obsoleto del marxismo que sostiene la tesis de cambiar lo que existe para dar lugar al nuevo hombre, al nuevo Estado socialista y a otros mitos más.

Como a simple vista se puede observar, resultan insólitas las contradicciones entre el discurso, la acción oficial y la realidad que todos vivimos. Por ejemplo, como todos sabemos, la procedencia socioeconómica de los dirigentes del chavismo es de origen humilde, de tal condición pavonean usándola como instrumento persuasivo para testimoniar su condición de pueblo. No obstante, las innumerables versiones señalándolos como “nuevos ricos” y dueños de fortunas en dólares y euros, confirman la gran farsa de ese discurso comunista.

De hecho, la noticia no es la expropiación de sus bienes en el extranjero, lo que en verdad es noticia es que estos hombres humildes del pueblo tengan bienes que sean objetos de expropiación.

Si existe una verdad inobjetable en estos dieciocho años, no es otra que la inocultable socialización de la miseria y la grotesca privatización de la riqueza del país en manos de un cogollo.

Resulta intolerable percibir como los actuales dirigentes del chavismo provenientes de los estratos humildes y populares de nuestra sociedad fueron separándose de los valores del socialismo: mientras radicalizaban un discurso igualitario acumulando riqueza, patrimonios y con ello distancia con el hombre de la calle pretexto de sus luchas.

La praxis política del chavismo constata uno de los principios filosófico del marxismo: “toda idea lleva y engendra en sí misma los gérmenes de su propia destrucción”.

El ideario chavista, puesto que no debería llamarse ideología, desde hace tiempo, viene cosechando resultados que lo niegan. Si hiciéramos un inventario de las diversas expresiones criticas que genera la acción del gobierno, podemos corroborar la distancia entre sus propuestas y los resultados. Por ejemplo, los niveles de desarrollo humano que ellos pregonan en el campo educativo y cultural quedan absolutamente negados con las estadísticas del crimen. La tan gran cacareada política de salud publica queda desmoronada solo con una breve visita a una institución hospitalaria del Ministerio del Poder Popular para la Salud.

Añadido a esto, hay un dato que corrobora lo que aquí escribimos: ¿porqué hubo necesidad de recurrir a otras naciones para la búsqueda de la salud del presidente Hugo Chávez? , solo por citar el más emblemático.

Basta con revisar los índices macroeconómicos para percatarnos del doble discurso que en esta materia exponen los representantes del gobierno: Ninguno de estos marcadores expresan crecimiento. Revisemos el PIB, las Reservas Internacionales, la tasa de empleo, la devaluación, la inflación.

Todas acusan una marcada tendencia decreciente durante los últimos años.

Esta última exhortación de revisar los índices macroeconómicos no podrá ser posible. El Gobierno no solamente niega la información estadística, sino que amenaza a quien públicamente da esa información.

Como vivimos en un país sin estadísticas, no sabemos cómo estamos ni para donde vamos.

Acerca de Rolando Hernández Pérez

Médico Dermatólogo. Jefe Servicio Dermatología Hospital Universitario "Dr. Luis Razetti" Barinas. Profesor Facultad de Medicina ULA. Ex-Presidente SVDMQE. Co-editor y fundador de Piel-L Latinoamericana.

6 comentarios

  1. Buen dia
    La editorial del día de hoy, es un excelente análisis socio-económico-polítitico de la Venezuela actual. Muy brevemente pero profundo en su exposición, el Dr Rolando Hernández expone la verdad verdadera, sin cortapisas del grave problema que nos abruma a todos los habitantes de este hermoso país. En síntesis, es un editorial que debería estar no solamente en esta página científica sino en la primera página de los periódicos más importantes del mundo.
    Excelente
    Dr. Wilmar Briceño R
    Presidente GCCNSP,CA

  2. ANA MARIA SAENZ DE CANTELE

    Dr Rolando Excelente artículo. Los que vivimos y padecemos el día a día de esta evolución sabemos la verdad. Y esa verdad nos hará libres…
    Gracias
    Dra Ana María Sáenz

  3. Una vez mas nos ilustra con esta exelente editorial. Se sigue afinando la pluma. Yo quisiera añadir un pequeño comentario. El hombre nuevo que se creo es El Bachaquero Profesional. Se bachaquea con la comida, las medicinas,los repuestos automotores y de maquinarias, lubricantes, en fin , con el dinero en efectivo y que se yo que mas. “El Hobre Nuevo”, tomando el ejemplo de sus dirigentes foragidos, no teme bachaquear.

  4. Dra Wanna Fiorito de D'Alonzo

    Muy concreto y acertado su analisis de la situacion general del pais.
    Pienso que una de las perdidas mas importantes de estas casi dos decadas a sido el venezolano , el venezolano en si. su indiosincracia, valores, sentimientos,y hasta su manera de pensar, tambien se han esfumado.

  5. Mauricio Goihman Y.

    Hola Rolando.
    Leì tu editorial con atención. Ella señala problemas y fallas resaltantes de la situación actual de nuestro país.
    Las ciencias médicas se constituyeron como tales,cuando pudieron diagnosticar enfermedades y establecer criterios diagnósticos y pronósticos.Los biotipos se identificaron y se señalaron sus fortalezas y debilidades.
    Lo que sucede actualemente en nuestra patria,no es el resultado de fallas personales de ciertos dirigentes(aunque ellas pueden existir).Es más bien el resultado del sistema que se ha tratado de imponer y de los efectos de un sistema como ése en un país de las características básicas del nuestro.
    Es cierto, que se ha llevado al poder y se ha creado una clase dirigente de orígenes diferentes a las que regían antes del actual sistema.Si esto es de por sí un logro…se ha conseguido. Pero una clase dirigente se justifica sòlo si los resultados llevan al mejoramiento del país y de la totalidad de la población…Esto no es ni ha sido así,ni presumiblemente lo serà.El país funciona mal ,gente muy valiosa se marcha y àreas crìticas como la salud y la educación han sufrido muchísimo.Nuestra patria es ahora más dependiente que antes (que ya lo era) y màs débil que nunca. Otros países que han usado el mismo sistema o sistemas similares han tenido resultados comparables. Sufrimiento,miseria, migración y la aparición de una “Nueva Clase “(Recuèrdese el libro de Djilas llamado precisamente asì). Las injusticias sociales existìan en nuestro paìs antes de 1999 y también había una clase dirigente que se había apartado del servicio honesto de la patria….Pero las cosas no van mejor y nunca han ido bien donde se ha usado el mismo libreto.

  6. Salvio Serrano Ortega

    Excelente editorial Rolando.

Deja un comentario

Para casos clínicos, sólo se publicarán comentarios de Suscriptores Especialistas de Salud registrados en nuestra base de datos.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies