Inicio / COLABORADORES / Editorial / Contracara: Acné vs. erupciones acneiformes

Contracara: Acné vs. erupciones acneiformes

Jaime Piquero-Martín

Jean-Louis Alibert’s Tree of Dermatoses. Source: Collection le Musée de L’hôpital St Louis.

El conocimiento es el proceso que se adquiere con el aprendizaje por medio de la razón, el entendimiento y la inteligencia. Se construye desde la primera infancia y acompaña al proceso de desarrollo de la persona influyendo en su comportamiento y capacidad para resolver problemas. Se puede adquirir a través de una figura de autoridad, tradición, sentido común, intuición, experiencia o a través del método científico. El conocimiento no es estático, es dinámico, y va modificándose según se vayan reparando vacíos que se tengan. Así pues, se van modificando y actualizando términos y conceptos que a pesar de su uso difundido son susceptibles de cambios.

  • Acné es una enfermedad multifactorial que afecta la unidad pilosebácea; la estructura y función de esta última se altera, lo que clínicamente se caracteriza por el desarrollo de comedones, pápulas, pústulas, nódulos, quistes y abscesos; lesiones que a veces pueden tener secuelas cicatrízales. En esa fisiopatogenia multifactorial participan: estimulo hormonal, anormal queratinización folicular, activación del sebocito, microflora folicular y cambios inmunológicos, entre otros. 
  • Erupciones acneiformes: Aunque clínicamente presentan manifestaciones clínicas semejantes al Acné, sus mecanismos etiopatogénicos y fisiopatológicos son diferentes. El que en ambos podamos encontrar comedones abiertos o cerrados no debe ser suficiente para considerarlo como una “variante del Acné”, por lo que el término erupción acneiforme se ajusta mas a la realidad.

Dios (la naturaleza para los agnósticos) no puso nombres a las enfermedades, aunque sí sutilezas. Las enfermedades han sido descritas, catalogadas, clasificadas, numeradas y nombradas para ordenar nuestro conocimiento y sistematizar el manejo terapéutico

En la clasificación del GILEA del año 2007 las erupciones acneiformes fueron incluidas con la denominación de “variantes del acné” pero luego, en 2012 un análisis de la bibliografía existente corrigió el error y se les comenzó a denominar “erupciones acneiformes”

Erupciones acneiformes. 

  • Reacciones acneiformes por fármacos 
  • Cosmético 
  • Excoriado
  • Ocupacional
  • Mecánico o friccional 

Reacción acneiforme inducida por fármacos: puede ocurrir debido a corticosteroides, Vitamina B6, anticonvulsivos, antidepresivos, antipsicóticos, antituberculosos, antifúngicos, hidroxicloroquina, medicamentos de quimioterapia, antibióticos y otros fármacos. La fisiopatogenia es diferente según el medicamento, aunque quizás los esteroideos puedan inducir un mecanismo fisiopatogénico similar al Acné.

Reacción acneiforme inducida por cosméticos: Producidas por aplicación tópica de cosméticos o cosmecéuticos. El cuadro clínico se caracteriza por comedones, con predominio de los cerrados, pápulas y pústulas, pero su fisiopatología es diferente al del Acné. Las sustancias que pueden producir este tipo de reacción son: lanolina, coáltar y derivados, manteca de cacao, miristato de isopropilo, palmitato de isopropilo, azufre, escualeno, mica, brillantinas, geles y fijadores para el cabello, aceites con parafina para alisar el cabello, ésteres de ácidos grasos y pigmentos. En pacientes con cutis oleoso y tendencia al Acné es más frecuente la aparición de erupciones acneiformes

Reacción acneiforme excoriada: Algunos pacientes no pueden resistir la necesidad intolerable de “toquetear” lesiones inflamatorias mínimas del acné, lo que pone de manifiesto una conducta obsesiva. Es una consecuencia de lesiones autoprovocadas, prevalente en mujeres jóvenes, de ahí que se encuentra en la bibliografía con el nombre “Acné excorié de jeunes filles”.

Reacción acneiforme ocupacional: Cloracne; debido a la exposición ocupacional de cloraftaleno, el clorofenilo (usados ??como conductores y aislantes) y los clorofenoles (usados ??como insecticidas y fungicidas) las lesiones son principalmente comedones sin inflamación. Los productos químicos que contienen yoduros, bromuros y otros halógenos también pueden inducir erupción acneiforme.

Los aceites pesados, las ceras, los aceites de corte, los derivados pesados ??del alquitrán de hulla como la brea y la creosota, el aceite vegetal en los cosméticos, pueden producir lo que se denomina Elaioconiosis. La lesión elemental es el comedón de retención denominado también “botón de aceite”; además, se observan pápulas y pústulas foliculares. En las formas más severas se presentan forúnculos que se curan dejando cicatrices; se debe a una obstrucción mecánica por la penetración de los aceites dentro del folículo. Esta foliculitis suele aparecer en áreas cubiertas, como los muslos, donde el producto entra en contacto con la piel a través de ropas impregnadas con él. 

Reacción acneiforme friccional: producida por una cornificación excesiva, debida a un traumatismo local persistente que se exacerba si se acompaña de un exceso de sudoración. Las causas pueden deberse al uso de cascos, prendas de lana o fibras sintéticas ajustadas (bufandas). Una forma bien conocida de Acné friccional es la que afecta a los músicos que tocan el violín o la viola, llamada “cuello del violinista”, que consiste en una zona de liquenificación, debajo del ángulo de la mandíbula, en la que se pueden observar los comedones.

La intención de este editorial es aclarar algunas imprecisiones frecuentes entre lo que es Acné y lo que son las Erupciones acneiformes, ya que hoy en día estas últimas no se aceptan como variantes del Acné.

Bibliografía recomendada

  • Acne: diagnosis and management William J Cunliffe, Harald P M Gollnick
    160pp ISBN 1-85317-206-5 (h/b) London: Martin Dunitz .
  • Pragya A. Nair; Francisco J. Salazar. Acneiform Eruptions StatPearls [Internet].
  • Acné, un enfoque global / Mercedes Florez – White ; Ana Kaminsky  . – 3a ed. ampliada. Buenos Aires Grupo Editor Argentino; Colegio Ibero Latinoamericano de Dermatología, 2015. 
  • Piquero-Martin Jaime. Paralelismo de la Rosácea con Dermatitis Seborreica y Acné. Tomado del Blog (internet) Piel Latinoamericana ( https://piel-l.org/blog/47896 )

Acerca de Jaime Piquero Martín

Profesor Emerito Instituto de Biomedicina Jacinto Convit UCV. Ex Jefe del Servicio del Hospital Vargas de Caracas. Coeditor de Piel latinoamericana. Fundador del Global Alliance para el estudio del acne, del Grupo iberolatinoamericano del acné (Gilea), Grupo latinoamericano del acné (GALA) y del Grupo de acné y Rosacea en Venezuela (GARVE)

2 comentarios

  1. Josefuna Carbajosa

    Un saludo Dr. Piquero
    Precisiones de las sutiles diferencias muy útiles y pertinentes para una mejor práctica con estos casos tan frecuentes
    Un abrazo afectuoso
    Josefina Carbajosa
    México

  2. jaime piquero martin

    Gracias Dra. Carbajosa; es un honor su comentario. Indudablemente es difícil tratar de separar afecciones, pero no puede asumirse que lo que se observa es igual a lo que es.
    Un abrazo
    Jaime Piquero Martin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies